¡Vuelta al cole!

 
El verano llega a su fin... y con ello todas las actividades de las que hemos disfrutado, nuestros planes en familia y con amigos.
Es un periodo de descanso y ocio para los niños, no tanto para los aitas, y es que supone un reto cada año dejar todo encajado para que todos consigan disfrutar de sus vacaciones. A finales de agosto entramos en el periodo intermedio entre el fin de las vacaciones y el no tan apetecible empiece de curso.
vuelta al cole 3Para que las cosas funcionen de manera más normalizada y el cambio no sea tan brusco, os dejamos unas indicaciones para que cada padre pueda trabajarlo junto a sus hijos:
  • Normalmente se recomienda alternar el periodo vacacional con ocioy algo de estudio, refuerzo de tareas pendientes, lectura de libros y ejercicios para refrescar la memoria. Con todo esto, facilitaremos que el empiece no sea tan costoso.
  • Periodo de adaptación: Supone ir preparando al niño o adolescente a que todo llega a su fin y es necesario. Además, es importante dedicar tiempo a revisar tareas antes de empezar, resolver dudas, miedos, etc.
  • Retomar las rutinas: Hacer el cambio de verano a invierno, en cuanto a horarios, planificación, etc., al menos una semana previa.
  • Ir haciéndoles partícipes a nuestros hijos de todo lo que supone el nuevo curso, compra de libros y material, cuidado de éstos, preparación de todas las cosas necesarias para el primer día.

A su vez, animarles a que ellos mismos elijan los lápices, pinturas, estuche, cuadernos con los que se sientan más cómodos y que van a formar parte de su etapa escolar.
Potenciamos la responsabilidad de éstos para con sus cosas y del mismo modo fomentamos su autonomía para que aprendan a gestionar sus cuestiones.
Antes de ese temido comienzo para algunos de ellos, es importante devolverles la parte positiva de todo lo que atañe al colegio: reencuentro con los amigos, actividades conjuntas extraescolares, espacio donde van a aprender cosas nuevas, pasárselo bien, etc.
La motivación es necesaria a lo largo de todo el curso. Que sea algo constante.
 
CÓMO SE PUEDE HACER ESTO?
Primero apoyándoles en sus dificultades, segundo reforzándoles positivamente cada avance y mejora que vayan haciendo y, por último, implicándonos en sus estudios, no haciendo de esto el único tema de conversación en casa.
Es importante recordar y hacerles ver que el esfuerzo vale la pena, que tiene un sentido y obtiene su recompensa.Valorar su esfuerzo al margen de los resultados. Con ello, conseguiremos controlar y manejar la frustración cuando los resultados no se corresponden con nuestro tiempo de estudio invertido. O cuando las exigencias desde casa o desde uno mismo son excesivamente altas.

 

Animo kurtso berriarekin!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

070-480 220-802 640-554 70-466 MB7-702 70-417 74-335 C_HANATEC131 C2090-303 070-243 070-417 1Z0-060 70-460